Andreu Martín

Blog del escritor Andreu Martín

PORNOCRACIA

Imagen

El 14 de mayo del año 964 después de Cristo, un hombre llega a su casa y sorprende a su mujer en la cama con un amante.

Enfurecido, agarra un martillo y lo descarga sobre la nuca del intruso hasta causar su muerte.

Si este incidente ha pasado a la historia es porque el adúltero asesinado era el Santo Padre, Papa de Roma, Juan XII, de 24 años, y porque dicen que de esa manera drástica terminaba una de las épocas más siniestras del Vaticano: la conocida como Pornocracia.

Todo había empezado 60 años antes, en el 904, cuando Teodora, la esposa de Teofilacto, noble patricio de Roma sumamente influyente, conseguía que llegase al trono papal Sergio III, un hombre al que podía manipular a su capricho, a cambio de favores sexuales.

El Sumo Pontífice también fue amante de la joven de 15 años Marozia, hija mayor de Teodora.

Al morir Sergio III, Teodora y Marozia se encargaron de que subiese al trono de San Pedro Anastasio III, más tarde asesinado por orden de Teofilacto, y luego el Papa Landó, que sólo duró seis meses.

Madre e hija también fueron íntimas del papa Joan X, durante cuyo pontificado murió Teodora. Marozia, entonces ya con 26 años, demostró que había aprendido todo lo necesario de su madre. Después de otros dos pontífices efímeros, entronizó al hijo que había tenido con Sergio III, con el nombre de Juan XI.

Entonces, otro de sus hijos, Alberico, de 18 años, se encargó de encarcelarla, a ella, a su propia madre, y tomó el relevo en la tarea de manipulación de papas, a cuál más simoníaco y corrupto, León VII, Esteban VIII, Marín II y Agapito II, hasta llegar a aquel Juan XII, hijo ilegítimo de la mítica Marozia, que murió bajo los martillazos de un marido poco comprensivo.

Dicen que en ese momento terminó la pornocracia, período en que los papas duraban cinco años de media, y siete de ellos fueron asesinados, dos murieron en la cárcel y dos mientras practicaban el sexo.

Dicen que los romanos comentaban que Juan XII había sido muy afortunado al morir en la cama, aunque fuera la de otra persona.

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: