Andreu Martín

Blog del escritor Andreu Martín

Milagros


Me dicen que, en la Eucaristía, por medio de la consagración, el sacerdote convierte realmente el pan y vino ofrecidos en el altar en el cuerpo y la sangre de Nuestro Señor Jesucristo. La verdad, se hace difícil creer en ello al ver la actitud rutinaria, aburrida, indiferente, tanto del sacerdote como de los fieles ante semejante prodigio. Dios mío, cuando un prestidigitador hace un truquito de nada, que todo el mundo sabe que es truco, el público se queda maravillado, boquiabierto, y aplaude, y el que lo ha hecho se ríe complacido y hace “Tacháaan!” y se produce una sensación placentera general. En cambio, en la misa, se está produciendo una increíble transmutación sobrenatural, contra toda ley científica, y la gente continúa como si nada. Raro.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: